La imagen de una céntrica plaza de Pamplona que cuesta identificar con el paso de los años

Pamplona ha cambiado mucho en los últimos años, algo que no ha sido exclusivo de los barrios de nueva creación. También el centro de la ciudad ha vivido una transformación importante con la llegada nuevas insfraestructuras, como la llegada de Baluarte, la nueva estación de autobuses o El Corte Inglés. 

Queremos poner la vista en una de las plazas más importantes de Pamplona que conecta la ciudad con varios barrios y articula el tráfico que llega a Pamplona a través de la entrada sur y la avenida de Zaragoza. 

Se trata de la emblemática plaza de los Fueros de Pamplona, una plaza elíptica que se ubica entre la vuelta del Castillo, las avenidas de Galicia y Zaragoza, y las calles Yanguas y Miranda, Abejeras y Sancho el Fuerte. 

En la foto principal de este artículo, tomada en 1974, se puede ver la plaza en plena construcción y, al fondo, los dos solares que ahora ocupan la estación subterránea de autobuses y Baluarte. Abajo, a la derecha, queda la zona del cuartel de la Guardia Civil y la iglesia de los Paules. 

La construcción de esta plaza fue un episodio muy largo para la ciudad, ya que en 1965 ya se decidió ponerle el nombre de los Fueros. Sin embargo, el tiempo fue pasando sin que se pusieran en marcha los trabajos, que no comenzaron hasta 1973 y no culminaron hasta 1975, 10 años después del inicio del proyecto. 

La plaza se llevó a cabo según el proyecto de Rafael Moneo y Estanislao de la Quadra Salcedo y buscaba darle sentido a un problema de tráfico cada vez más acuciante en la ciudad. Estaba dividida en zonas con una zona ajardinada que se dividía en tres partes que representan la Montaña, la Zona Media y la Ribera de Navarra en función del tipo de árboles. 

Imagen de la construcción de la plaza de los Fueros en Pamplona en 1974. ARCHIVO MUNICIPAL DE PAMPLONA

La plaza se culminó con un gran espacio peatonal con un camino a pie que permite salir por túneles evitando el intenso tráfico de la zona, que ya se puso a prueba poco antes de San Fermín de 1974, cuando los coches comenzaron a circular por el nuevo espacio creado. 

En las imágenes tomadas del Archivo Municipal de Pamplona que mostramos en este artículo podemos ver diferentes momentos de las obras de la plaza de los Fueros sobre el año 1974 y cómo han evolucionado también las zonas aledañas a esta curiosa plaza de los Fueros, que desde 2022 luce también un bandera gigante de Navarra. 

Llama la atención el gran cambio que ha dado la ciudad, como por ejemplo en el barrio de la Milagrosa, donde todavía no aparecen las piscinas de Larrabide o la residencia deportiva Fuerte del Príncipe. 

Imagen de la construcción de la plaza de los Fueros en Pamplona en 1974. ARCHIVO MUNICIPAL DE PAMPLONA


Publicado

en

,

por

Etiquetas:

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »