Los vecinos de un barrio de Pamplona votarán a que localidad quieren pertenecer

Un proceso participativo que concluirá en abril del año de 2025 con una consulta ciudadana es la propuesta acordada esta este jueves como hoja de ruta para despejar el futuro administrativo de Ripagaina.

Se trata de buscar una solución alternativa consensuada y estable a las circunstancias actuales de Ripagaina, cuyo espacio comparten los ayuntamientos de Pamplona, Burlada, Huarte y Valle de Egüés, informan en un comunicado, en el que explican que este proceso se desarrollaría en tres fases, con una duración de cuatro meses, y con una consulta final al vecindario del barrio que nacería con la vocación de ser vinculante.

La iniciativa se ha presentado como propuesta de trabajo en la reunión mantenida en el Ayuntamiento de Pamplona entre los alcaldes de Pamplona, Joseba Asiron; Huarte, Alfredo Arruiz; y las alcaldesas de Burlada, Berta Arizkun; y del Valle de Egüés, Xuriñe Peñas.

En ese encuentro, además, han intercambiado información sobre los respectivos informes socioeconómicos que están elaborando sus ayuntamientos para evaluar la posibilidad de una unificación del barrio y han repasado, igualmente, la marcha de las dotaciones comprometidas.

En la parte ejecutiva, han renovado los convenios impulsados en 2016 para la gestión compartida de las labores de seguridad ciudadana, limpieza viaria y mantenimiento de zonas verdes en el conjunto de Ripagaina.

Mientras se determina ese proceso participativo, los cuatro ayuntamientos deben solucionar programas del día a día, como la seguridad, la limpieza o el mantenimiento de zonas verdes en Ripagaina. Para ello se han renovado los convenios, cuyo inicio data de 2016.

ASIRON APUESTA POR PAMPLONA PARA RIPAGAINA

El alcalde de Pamplona, Joseba Asiron, ha considerado que es «una posibilidad plausible que Ripagaina entre a formar parte como uno más de los barrios de Pamplona». No obstante, ha recalcado que «quien tendrá la última palabra es la ciudadanía».

Así lo ha afirmado, en declaraciones a los periodistas, tras la reunión mantenida este jueves entre los alcaldes de Pamplona, Burlada, Huarte y Valle de Egüés. Ha hecho una valoración «muy positiva» de este encuentro celebrado en un «ambiente de colaboración y compromiso».

Asiron ha destacado el compromiso de los cuatro alcaldes de «dar solución a un problema que la ciudadanía de Ripagaina venía planteando desde hace mucho tiempo». La reunión, ha subrayado, que «supone un punto de inflexión entre lo que había sido hasta ahora una situación de bloqueo y el inicio de las soluciones». «A partir de hoy, podemos decir que está en camino el conseguir unas soluciones definitivas para el barrio de Ripagaina » que van a ser «consensuadas entre los cuatro ayuntamientos» y «refrendadas por la ciudadanía de Ripagaina «, ha resaltado.

Según ha explicado, en este encuentro se ha acordado, por un lado, renovar los convenios que «afectan a cuestiones importantes para Ripagaina como son la seguridad ciudadana, la limpieza y los jardines, servicios básicos que ya se pusieron en marcha de manera coordinada en el año 2016 y que, a partir de ahora, se van a actualizar a un nivel técnico para poderles dar continuidad».

Por otro lado, los cuatro municipios se han comprometido a realizar «un proceso participativo que se pondrá en marcha después del verano y que, en principio y de manera genérica, concluirá en abril de 2025». Un proceso participativo que se desarrollará en tres fases. «Una primera fase de estudios a nivel técnico, una segunda fase de información, un sondeo de cuáles son las verdaderas cuestiones que hay que preguntar a la ciudadanía, y la consulta propiamente dicha que se realizará en el mes de abril de 2025», ha detallado.

Una consulta que «constará de preguntas muy claras a la ciudadanía» y que «nace con vocación de ser vinculante». «Aunque legalmente este tipo de consultas ciudadanas no tengan un carácter vinculante, los ayuntamientos nos comprometemos a hacer eco a lo que la ciudadanía nos indique», ha recalcado.

Sobre las cuestiones que se incluyan en esta consulta, ha explicado que «las posibilidades son muchas». «Desde quedar como están, una posibilidad que probablemente no sería la mejor, hasta que cualquiera de los cuatro ayuntamientos implicados se haga cargo en mayor o menor medida de la administración del futuro administrativo del barrio», ha dicho.

Preguntado por los periodistas, ha afirmado que «es una posibilidad plausible que Ripagaina entre a formar parte como uno más de los barrios de Pamplona». «Es una posibilidad que no me desagrada en absoluto, pero en cualquier caso, esto es algo que tienen que hablar en primer término las cuatro administraciones y luego quien tendrá la última palabra es la ciudadanía», ha precisado.

Preguntado por la dotación de servicios mientras se produce este proceso participativo, ha destacado el compromiso del Ayuntamiento de Pamplona de «adelantar el coste de la redacción del proyecto de Civivox a expensas de cuál sea finalmente el destino del barrio», lo cual «adelanta y abrevia mucho los plazos». En cuanto a otras dotaciones como escuelas infantiles y centro de salud, ha señalado que «están en manos del Gobierno de Navarra».


Publicado

en

,

por

Etiquetas:

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »